m

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur
adipiscing elit. Etiam posuere varius
magna, ut accumsan quam pretium
vel. Duis ornare

Latest News
Follow Us
GO UP

¿Qué hacer en Hualaihué?

Qué ver

Entre los atractivos naturales de la comuna están el volcán apagado, el volcán Yates y el volcán Hornopirén; también el Lago Cabrera, al que se llega por un antiguo camino alercero. El Lago Cabrera guarda historia del aluvión del año 1965, bajo el que fallecieron 28 personas, y que se conmemora cada año en febrero con una caminata y romería. 

Navegar por los fiordos de Comau, Quintupeu, y Cahuelmó es una experiencia difícil de olvidar. El viaje comienza en Hornopirén, y continúa por el Canal de Cholgo entre las islas de los Ciervos y Llancahué, a la sombra de las cumbres y los bosques, y termina en el Valle de Vodudahue y Leptepu. 

Una visita obligada es el Parque Nacional Hornopirén, con sus 48.232 hectáreas de glaciares, montañas y volcanes, entre ellos el Yates y el Hornopirén. El parque tiene distintos miradores para observar el imponente paisaje de montañas, bosques y lagos, que se recorren a caballo o en bicicleta. 

Están también las termas de Pichicolo, ubicadas a 15 kilómetros de Hornopirén, viniendo desde Contao por la Carretera Austral. Cruzando el canal de Cholgo se llega a las termas de Llancahué. En el viaje a la isla del mismo nombre, pueden apreciarse las loberías. En la comuna destaca además por sus humedales que son perfectos para el avistamiento de aves, ricos en líquenes y hierbas medicinales. 

Hualaihué posee muchos otros atractivos naturales y culturales: la bajada en balsa por el Río Cisnes, los pozones de Río Negro, la Piedra de la Pincoya en Rolecha, el cementerio indígena y el conchal de Contao; la Isla Caicura, refugio de piratas, Bajo Chauchil desde donde se extraen ricos mariscos, la chicha artesanal producida en tornero, el curanto, la artesanía en lana y madera o la gastronomía de tierra y de mar.

Ruta Costera 

La ruta costera va desde Contao a Hualaihué Puerto. Este recorrido nos invita a admirar la belleza de los pintorescos paisajes costeros junto a la observación de increíbles ejemplares de flora y fauna típica de la zona. 

Cuevas de Punta Poe 

En el sector de Punta Poe se pueden encontrar varias cuevas a la orilla del mar. Cuentan los lugareños que hace años se encontraron aquí los restos del esqueleto de un gigante. 

A quién visitar

Hualaihué te invita a conocer de sus tradiciones, y qué mejor que de la mano de los Recolectores de Orilla. Los puedes encontrar a lo largo de la costa de Hualaihué junto a los Ahumadores de mariscos. Recorre sus playas y aprende de estos antiguos, por ejemplo, de la Artesanía en junquillo, con la que se confeccionan canastos de fibra vegetal. 

También visita a los Pescadores Artesanales y los Buzos Mariscadores, y comparte con ellos sus historias junto a un buen curanto. Te puedes acompañar con un buen vaso de chicha, hecha en casa a la forma tradicional. Con los Cantores, descubrirás que la tradición musical de un territorio es reflejo de su historia y de las formas de vida de su gente. 

Un imperdible de la comuna son Los Carpinteros de Ribera y su tradicional construcción de embarcaciones, que son bendecidas antes de entrar al mar, probablemente por los Fiscales de la zona, quienes acompañan espiritualmente a los hualaihuelinos, en salud y enfermedad. Los Pueblos Originarios de este territorio se mantienen firmes y orgullosos de su cultura, búscalos y te encantarás con su ritmo de vida único, como la Culltura Huilliche en el Lago Cabrera. 

Tejedoras e Hilanderas, una ruta que debes recorrer para conocer sobre su tradición textil y encontrar las mejores prendas para el frio. Y no podía faltar la tradición maderera: sorpréndete con los relatos y tradiciones de los Alerceros en las alturas de Hualaihué o de los Tejueleros, quienes fabrican un revestimiento para las viviendas llamadas “tejuelas” que visten como escamas las casas con maderas nativas.  

Qué probar

Muchos son los sabores de la comuna de Hualaihué, por ejemplo, los del curanto y los del Pescado en Velero o en Cancato. La Merluza es un clásico de la zona, acompañada con papas. También se ofrece la Chochoca, preparación de papa molida y asada con chicharrones, y, entre los frutos silvestres, se recolecta el Cauchao (fruto de la luma), el Maqui, el Calafate o la Murta, con los que se preparan distintos tipos de chicha. A estas últimas se suma la tradicional Chicha de manzana, también elaborada de manera local: casi todas las familias antiguas cuentan con una máquina de chicha en sus casas. 

Otros platos de la zona son la Mella o la Tortilla al Rescoldo. Las Cazuelas y los Asados Parados no faltan, al igual que los Reitimientos, tradicional fiesta en la que se faena un chancho para aprovecharlo completo, y en la que siempre se guarda un plato de Yoco (ofrecimiento de los distintos productos de la faena) para compartir con los vecinos. 

Pulmay 

Versión en olla del tradicional Curanto. Se hierven choritos, cholgas, chorizo, almejas, chancho ahumado y pollo, y se sirve acompañado de Milcaos (masas de papa con chicharrones) y Chapaleles (masas de papa hervidas).